Cómo enamorar a un amigo

Lo que sí y lo que no debes hacer para convertirte en material de noviazgo

El aire te huele a él, todo te sabe a él, las mariposas en el estómago no te dejan vivir tranquila. Y para colmo, cada vez que lo ves y te saluda como lo que él cree que seguís siendo… amigos… te mata todavía más. Él no ha notado que te alteras en su presencia, que te comportas de otra manera? Eso es porque disimulas muy bien. Sin embargo, te estás equivocando.

Tiene solución? Seguramente sí, porque también tienes algo ganado, él te conoce y te estima. Ahora falta que se enamore de ti. Pero, para empezar, lo primero que tienes que hacer para enamorar a un amigo es cambiar de actitud, ¿OK? Y eso, cómo se consigue? Aquí van algunos consejos.

1). Cerciórate de que no le guste alguien. Si su psique (y su corazón, claro) no han sido víctimas de Cupido, va a ser considerablemente más simple, en caso contrario te puedes regresar un tanto desquiciada como Julia Roberts en La boda de mi mejor amigo. Si de momento sus pensamientos son de otra persona, lo más sano para tu paz mental es dejar las cosas como están e inclusive separarte un tanto de él en lo que se pasa el sentimiento; ¡existen muchos peces en el agua! Y no deseas comenzar a aborrecer a otra persona que no tiene ni candela en el funeral, ¿cierto?

2). Actúa como una dama. Es común (si bien no son todos y cada uno de los casos) que en una amistad entre diferentes géneros se lleven pesado. No caigas en este fallo y si lo hiciste anteriormente, deja de hacerlo. Tampoco se trata de ser quien no eres, mas una cosa es ser realmente relajada y otra diferente es participar con él en un duelo de eructos, ¿me explico? El chiste es que vea tu lado femenino a fin de que de este modo pueda saber que asimismo tienes (y mucho) potencial para novia.

3). Tócalo. Los hombres por norma general son malísimos entendiendo indirectas y señales, de ahí que hay que ser un tanto más claras. Ellos son muy visuales (con lo que jamás está de sobra darle un giro más sensual a tu imagen) mas asimismo les agrada que los apapachen. Más abrazos, más me recargo en tu hombro, más te doy la mano, te acaricio la cara. Claro, al comienzo se puede sacar un tanto de onda, mas el chiste es que vayas poquito a poco y veas de qué forma va reaccionando. Si te responde de igual manera, vas de gane.

4). No lo escuches. Como hay cosas que debes hacer, asimismo hay otras que debes eludir, por servirnos de un ejemplo caer en la friendzone (sí, más de lo que ya están). ¿De qué manera se llega a la friendzone? Dejando que te cuente cosas que no le contaría a una chavala con la que saldría, por poner un ejemplo quién le agrada, si está o bien no ?bien buena? equis muchacha, y demás comentarios. No se trata de ser grosera, mas si comienza a contarte, lo mejor es que lo frenes diciéndole ‘Sí, es esencial que resuelvas eso; a propósito, ¿viste que salió la nueva versión de X juego para videoconsolas?’.

5). Róbale un beso. Si has intentado todo y solamente no da señales de vida un romance, ¡róbale un beso! Claro que puede ser espantoso solo pensarlo y como es natural que la amistad quedaría dañada, no obstante no hay mejor manera de saber qué ocurre por su cabeza. Además de esto es mil veces mejor ser una ex-amiga que la amiga eterna enamorada, eso de padecer por alguien de sin costo no está padre.

Historias sobre amigos que se transforman en novios existen muchas, no obstante cada caso es particular, conque examina qué deseas ganar y qué deseas perder y arriésgate, a final de cuentas de lo único que nos arrepentimos en esta vida es de lo que no hacemos.

¿Te has enamorado alguna vez de tu mejor amigo?